Un hogar para los que aman cuba

La lluvia cayó

Esperaban que la lluvia refrescara la cálida tierra.Unos pedazos de papel le servían para navegar a lugares remetos.
Aquellos barquitos de papel tenían la magia de cruzar el horizonte.Los tres pichones soñaban con el mar , más era un charco hecho de gota a gota sobre la tierra saturada.
El zúnzun que todo lo supo , desde un principio, dejó que la imaginación de los pichones volara. Nada cuesta dejar a la imaginación, actuar en un mañana bendecida por la lluvia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: