Un hogar para los que aman cuba

Como si fuera una

En un largo pasillo, estaba él.

Diibujado, esculpido, tallado en bronce , como si su mirada no bastara para paralizar los cuerpos endebles.

Quienes lo conocieron le debían respeto y no lo defraudaron:  ni los jóvenes, ni los guerilleros , ni los suicidas, ni los descamisados.

La niña caminaba por el pasillo señalando con el pequeño índice la figura de aquel hombre inmenso.

La abuela le asentía con la cabeza, mientras que ella  lo miraba con esa curiosidad de la que solo saben los infantes su significado.

Pasó tan aprisa, que no tuve tiempo de sonreirle el gesto. Desapareció .. aparentemente.

Diez minutos más tarde, la abuela y la niña transitaron ese mismo camino.

Ella señaló con el dedito una vez más la instalación del aquel hombre gigante.

La abuela; esta vez le dijo: ” Si mama, ese es el mismo Che”.

Anuncios

Comentarios en: "Como si fuera una" (1)

  1. hologramacamagüeyano dijo:

    Te extraño mucho, Camagüey, y mucho más a ti, Vertientes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: